El calentamiento de las aguas marinas supera en un 13% los cálculos previstos y sigue acelerándose, asegura John Abraham, uno de los autores de la investigación  que presenta estimaciones actualizadas del aumento de las temperaturas marinas entre los años 1960 y 2015.

 

Las tasas del calentamiento global del año 1992 son casi dos veces más altas que las de 1960, afirma Abraham, que advierte que en los años 90 el proceso empezó a afectar a aguas de unos 700 metros de profundidad.

Otros descubrimientos del equipo muestran que los océanos sureños han experimentado un enorme calentamiento y que los océanos Atlántico e Índico solo han empezado a sufrir este proceso recientemente.

Abraham subraya que los conocimientos de los científicos sobre el aumento de las temperaturas marinas proporcionan una base para la teoría de que el proceso radica en las actividades humanas. Asimismo, sostiene que los datos obtenidos podrían tener "consecuencias profundas".

 

La disminución del nivel de oxígeno en los océanos es considerado como otro efecto nocivo causado durante los últimos 50 años por el incremento en un grado centígrado de la temperatura del ambiente, que a su vez es producto de varios factores como la constante emisión de gases a la atmósfera terrestre. Así, un estudio realizado por un grupo de expertos alemanes del Centro de Investigación Oceanográfica Helmholtz (GEOMAR) y de la Universidad de Kiel, analizó los datos del nivel de oxígeno colectados en las últimas cinco décadas. Los resultados, reflejan una disminución del 2 % en el nivel del gas vital en los océanos.

Aunque no parezca una cantidad significativa, se trata de unos 80.000 millones de toneladas métricas de oxígeno, una cifra considerada por los expertos como suficiente para alterar ecosistemas y crear 'zonas muertas' en nuestros océanos. Es así que la cantidad de regiones con falta total de oxígeno en las profundidades de los océanos se ha cuadriplicado en el último medio siglo.

Publicado en Medio Ambiente

El 2016 fue dicho como el año más caluroso de la historia del planeta, según la OMS, que reúne la información como la Administración Nacional Oceánica  y Atmosférica (NOAA), la NASA y la Oficina Meteorológica de Reino Unido.  

Este es el tercer año consecutivo que las temperaturas globales has aumentado respecto al año anterior. En 2016, la NASA publicó datos relacionados con el aumento histórico de las temperaturas terrestres y oceánicas en abril.

En 2016, la NASA publicó datos relacionados con el aumento histórico de las temperaturas terrestres y oceánicas para un mes de abril.

Los aumentos de temperatura tuvieron um impulso en el último año por el fuerte fenómeno de 'El Niño', caracterizado por el calentamiento de las aguas en el Océano  Pacífico tropical, que provoca condiciones meteorológicas extremas, incluyendo fuertes sequías y lluvias, en otras partes del mundo.

Las consecuencias del incremento  global de temperaturas que esta sufriendo el planeta, ya esta mostrando sus efectos. El calor en las latitudes altas esta siendo especialmente destructivo para la masa de hielo ártico y la capa de hielo de Groelandia. Las altas temperaturas en los océanos están agravando la destrucción de los arrecifes de coral. 

 

 

Publicado en Actualidad

El calentamiento global, combinado con fenómenos naturales como El Niño, tendrá como consecuencia temperaturas muy elevadas en lo que queda del año y en 2016, según un informe publicado por el servicio meteorológico estatal británico 

"Es muy probable que 2015 y 2016 estén entre los años más calurosos jamás registrados" en el planeta, señala el informe, que augura que esta tendencia se comenzará a sentir en los próximos años.

Los científicos británicos aseguran que las acciones de El Niño, fenómeno relacionado con el calentamiento del Pacífico y que volvió a detectarse en marzo pasado, dará lugar a que los meses de verano en Europa sean menos calurosos, mientras que en el resto del mundo serán más calientes.

"Sabemos que los procesos naturales contribuyen a la formación de las temperaturas globales, pero en las elevadas temperaturas de este año también influyen los gases de efecto invernadero", señalaron los autores del informe, agregando que el aumento de la concentración de dióxido de carbono en la atmósfera, combinada con los prolongados procesos oceánicos han llevado a la temperatura mundial a un "punto de inflexión".

Publicado en Medio Ambiente

El cambio climático sobre el que se debate en la cumbre de París de este año es "nuestra última oportunidad", proclaman las islas del pacífico, que se ven amenazadas por el aumento de los niveles del mar. El primer ministro de Papúa Nueva Guinea, denuncia que ellos están sufriendo las consecuencias de un cambio climático que ellos no han causado, sino aquellos países que más consumen energía.

Las naciones insulares del Pacífico, cuya existencia se ve amenazada por el aumento de los niveles del mar, han emitido una petición desesperada a Australia y a Nueva Zelanda, que hacen extensible al resto del mundo, para que reduzcan las emisiones de carbono. Según estas naciones del Pacífico, las conferencias sobre el clima en París son su "última oportunidad" para salvarse. 

En el marco de la cumbre anual denominada 'Foro de Islas del Pacífico', los líderes del Pacífico imploraron al resto del mundo que se comprometan para limitar el aumento de las temperaturas globales a 1,5 grados centígrados: "Un poco más de dos grados y nos hundimos bajo el agua".

Líderes de seis naciones insulares de la cumbre 'Foro de Islas del Pacífico' afirman que las negociaciones en París son "la última oportunidad para llegar a un resultado que revierta las vías del calentamiento global, para asegurar la supervivencia futura y la existencia de nuestros pueblos y su cultura".

Publicado en Medio Ambiente
Jueves, 27 Agosto 2015 09:38

El nivel del mar subió 8 cm en 23 años

La NASA ha estimado que desde 1992 el nivel del mar ha crecido en ocho centímetros de media en todo el mundo, y ha alertado de que esta tendencia se mantendrá durante los próximos años.

Un grupo de científicos de la NASA ha presentado los últimos datos recogidos sobre el incremento en el nivel de los mares en todo el mundo, que se situó de media 7,62 cm por encima de 1992, aunque la situación varía según las diferentes partes del mundo, y en algunos sitios, el incremento superó los 22 cm.

El principal culpable del incremento del nivel de los océanos y los mares es el calentamiento global, causado en gran medida por la actividad humana, y responsable de que se derritan glaciares y grandes masas de hielo en los polos y de que suba la temperatura del agua, lo que hace que se expanda.

El geofísico de la Universidad de Colorado, Steve Nerem, ha afirmado durante la presentación de estos datos que tuvo lugar este miércoles que «es muy probable que la situación empeore en el futuro». Incluso los científicos de la NASA han avisado de que aunque se adoptasen las acciones necesarias para tratar de revertir la situación y se lograse cambiar la tendencia, se tardaría siglos en lograr un retorno a los niveles previos al cambio climático.

Para estos expertos, el incremento en el nivel del mar pone en riesgo el futuro de numerosas ciudades y pueblos costeros en todo el mundo, y amenaza con borrar del mapa para siempre multitud de islas, con lo que en algunos casos, especialmente en el Pacífico, desaparecerían países enteros.

Publicado en Medio Ambiente

El Niño, básicamente, es un calentamiento temporal de las aguas del centro y el este del Océano Pacífico ecuatorial. Definiciones oficiales varían un poco, las temperaturas superficiales se elevan  en esa área por al menos 17º C durante tres meses en más de una sección específica del océano que es controlada por los científicos del gobierno de E.U.A. Normalmente, el cambio de temperatura tiene una duración de nueve meses a un año, aunque a veces persiste por más tiempo.

¿Qué lo causa? Básicamente, un cambio en los patrones de viento. Según la NASA, el Pacífico recibe más luz solar que cualquier otra región sobre la Tierra, de la cual la mayoría se almacena en el agua en forma de calor. Los vientos alisios del Pacífico soplan de este a oeste, tirando el agua caliente de la superficie hacia el oeste, donde se acumula en una gran piscina profunda alrededor Indonesia y Australia. Como esto sucede en las profundidades del mar, las más frías suben en el Pacífico oriental a la superficie. Ese es el patrón básico circulación.

Entonces, ¿por qué es que un gran problema? El cambio de la temperatura en una parte del océano puede tener todo tipo de efectos extraños. En el este, el agua se expande, elevando el nivel del mar hasta 34 cm, según la NASA.

 

La desaceleración de la cinta transportadora que trae el agua fría a la superficie también disminuye el suministro de nutrientes que alimentan de fitoplancton, que son los pequeños organismos cerca de la superficie que alimenta a los peces y los mamíferos marinos dependiendo de ellos. Esto puede ser un gran problema para las zonas costeras, donde muchas personas dependen de la pesca para su subsistencia.

A medida que el agua caliente se mueve hacia el este, habrá más calor, la humedad también se eleva en la atmósfera e interrumpe los patrones climáticos globales habituales, cambiando la corriente sobre el Pacífico occidental hacia el este. Eso significa más tormentas, que se traducen en más lluvias en partes del mundo.

Al mismo tiempo, los cambios atmosféricos causados ​​por El Niño también pueden disminuir la probabilidad de huracanes en el Atlántico, y causar una grave sequía en Australia, Indonesia y partes del sur de Asia.

Incluso  puede hacer subir la temperatura atmosférica global, aunque predecir exactamente cuánto es difícil. De acuerdo al NOAA, su presencia aumenta la posibilidad de que en 2015 se establezca un nuevo récord de temperatura.

Publicado en Medio Ambiente